top of page

¿Sabes cómo respirar de manera adecuada para realizar Pilates?

Actualizado: 1 ago 2022




Nuestra respiración es una función que se produce de manera inconsciente. Ella sola se regula, acelerándose para aportar mayor cantidad de oxígeno cuando hay más esfuerzo y bajando su intensidad cuando hay una relajación y se precisa descanso. Sin embargo, se pueden adquirir malos hábitos en la manera de inspirar y espirar el aire, lo que entorpece la función de la respiración. Por eso, te explicaremos cómo respirar adecuadamente en pilates.


¿Cuál es la importancia de respirar adecuadamente en pilates?


Cuando llevamos a cabo ejercicios de pilates nuestra respiración aumenta su ritmo, ya que, al haber un esfuerzo, el cuerpo demanda oxígeno, por eso la inhalación de aire se hace más corta y acelerada aportando oxigeno a los músculos y al cerebro, manteniéndonos despiertos y alerta.


Respirar adecuadamente en pilates permite que el oxígeno se distribuya en cantidad suficiente y evita la sensación de ahogo y mareos, evita lesiones, sirve como estiramiento y nuestra resistencia aumentará, haciendo los beneficios de pilates más evidentes.


Además, al tener una respiración controlada durante la actividad, la entrada de aire en los pulmones hará que estos aumenten su tamaño, aumentando el volumen del pecho, la espalda, el diafragma o hinchando el estómago evitando presionar algunos órganos internos, crear dilataciones en el vientre o, literalmente, clavarnos las costillas.


¿Cuáles son las mejores maneras de respirar en pilates?


Una respiración adecuada en pilates dependerá del ejercicio que se vaya a realizar. Por ejemplo, puede que tengas que realizar varias series de levantamiento de brazos en una posición determinada para lo cual hay que respirar al compás de los movimientos.


Siempre, antes de cada actividad concreta, tendrás que trabajar la forma de respirar. Para ello, colócate en el piso, coge aire y utiliza el diafragma para permitir que los pulmones se ensanchen. Permite que tus costillas se expandan hacia los lados y no hacia adelante. Empuja el vientre hacia adentro presionando con fuerza moderada hacia la columna. Realízalo una y otra vez hasta que lo hagas de dicha forma sin pensar.


Los instructores saben y están capacitados para indicarte cuáles serán los mejores hábitos de respiración durante cada práctica de pilates, enseñándote a controlar la respiración para evitar lesiones y ayudar a obtener los resultados y bienestar en el menor tiempo posible.


Para más información sobre nuestros planes, no dudes en contactarnos.

12 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page